febrero 1, 2008

Habitantes:

Hoy pensaba en las garrapatas de un perro: suben a su cuerpo sin su permiso, se alimentan de él, lo destrozan hasta que el perro muere y luego salen hasta encontrar a otro animal indefenso.

Lo mismo con los parásitos, lo mismo con los gusanos… lo mismo con los humanos en el planeta Tierra.

¿A la Tierra no le avergonzará tener “habitantes”? ¿Acaso Marte no le dirá al resto de los planetas: “quiero alejarme de la Tierra… me está pegando los humanos”? ¿Y saben qué es lo peor de todo? ¿Lo más triste? Es que al igual que los bichos y los parásitos, nosotros estamos acabando con nuestro hogar… ¿y científicos están buscando otro para seguir destruyéndolo?

Sobre los otaku

septiembre 10, 2007

 Sobre los otakus:

Los han tratado de freaks, raros, imbéciles y les han dicho uno que otro tipo de improperio.

Pero en lo general, a mi no me gustan los estereotipos. Por otro lado, el normal de la gente tiende a pensar que los otakus son todos iguales. No es así.

Primero partamos de una base: no es lo mismo ver animación japonesa (o Anime) que ser un otaku.

Segundo, definamos a un otaku: la palabra otaku es japonesa y es para referirse a la gente que allá le gusta mucho el anime.

Tercero, ¿cómo reconocemos a un otaku? Tienen sus propias características, aunque debemos recalcar que un otaku no necesariamente debe tenerlas todas:

1. Les gusta el anime.

2. Les gusta mucho Japón: su idioma y su cultura.

3. Adoran a los gatos y muchos suelen usar orejas artificiales de estos animales, ya sea en gorros, cintillos u otros elementos.

4. Suelen usar cascabeles como accesorios, ya sea en el cuello, como pulsera, en las mochilas, celulares, etc.

5. Es normal vérseles en eventos masivos. El más popular de todo el año es la “Anime Expo”. Si quieren ver a todas las clases de otakus (de las que hablare después), ese es el lugar indicado. 6. Usan parches en sus mochilas y ropas.

7. Usan chapitas.

8. Suelen preferir el negro, blanco, rosado y rojo.

9. Si dibujan, es estilo Anime.

10. Escuchan música de anime, jpop y jrock. 

Finalmente, diferenciémoslos, ya que las personas suelen decir que son todos iguales, lo cual no es verdad:

Tenemos a los otaku-clásico: a ellos suele gustarle el anime y sienten algo especial por las series antiguas. Investigan sobre las nuevas, conocen todos los términos y no suelen demostrar su fanatismo con chapitas y parches, sólo algunos pósteres, fondos de pantallas en el computador y ringtones.

El otaku-fan: aman el anime. La mayoría usa chapitas y parches para demostrarlo. Algunos son tan fanáticos que se disfrazan de sus personajes preferidos (cosplayer). Cantan sus canciones favoritas y se emocionan mucho al hablar de una serie. Acostumbran escuchar mucha música nipona. Suelen gustarle los gatos y usan cascabeles y orejas de gato.Dentro de este grupo, existen fanáticos de distintos géneros. Un ejemplo son los otaku que aman el Yaoi (relación hombre/hombre) y el Yuri (relación mujer/mujer); esto último no necesariamente se relaciona con su orientación sexual.

Otaku-visual: suelen vestirse de negro y gustarle grupos visual japoneses. Se tiñen el pelo y usan lentes de contacto de colores y de formas poco comunes, si pueden.  

Ahora que ya saben qué es un otaku, quiero dejar en claro algo: los otaku quizá sean bastante mal vistos, por seguir una cultura “diferente”, pero no olvidemos que estamos en medio de la globalización. Ellos no son malas personas y no le hacen daño a nadie con sus gustos. ¿Acaso la sociedad critica a la gente que escucha música francesa o en inglés?   Además, no es bueno meterlos a todos en el mismo saco. Muchas personas suelen pensar que los otakus andan haciendo “¡kame-hame-ha!” por la vida y haciendo gestos raros. No, no todos son de esa forma, de hecho, quienes hacen ese tipo de cosas son la minoría. 

Así que, antes de prejuzgar a un otaku, conozcan a la persona que hay de fondo.

 Agradecimientos a Ouji-san ke me corrigió el doc y me ayudó mucho a escribirlo x3

¿Por qué vegetarianos?

agosto 12, 2007

  Soy omnívora, como vegetales, animales y otros… alimentos de origen artificial.   La otra vez, mientras comía una mandarina me pregunté… ¿acaso no es la fruta un ser que era vivo? ¿Acaso no le robamos sus semillas, sus “hijos” a las plantas?  ¡Pero mírenla! Una flor, que creció de un árbol, se le cayeron sus aromáticos pétalos… ¿Y qué pasó luego? Del resto verde que quedaba nace una fruta, en mi caso, la mandarina. Se convierte primero en un fruto verde, que crece y toma su color anaranjado, listo para… ¿seguir su ciclo? ¿Cuál es? Que llegue un recolector de frutas y la eche a su canasto, para luego ser vendida o desechada por “mala”. ¿Y después? Viene alguien y le quita su cubierta y luego la corta en trocitos y se la come, gajo a gajo. Su jugo es su sangre y suena triste si digo “disfruto de su sangre”.

  Algunas veces la fruta tiene un destino cruel: la metí a la mochila y se aplastó con los cuadernos. ¡Tantas cosas le pueden pasar a ese ser vivo desde que nace!

  ¿Son inferiores a nosotros por no poder defenderse? No. Sólo es parte del ciclo de la vida. Los seres vivos necesitamos alimentos para sobrevivir, las frutas y verduras nos aportan algunos de los nutrientes necesarios que requerimos diariamente.  ¿Y las proteínas? Eso lo aporta la leche, los huevos y las carnes de animales. Pero los vegetarianos se niegan a comerlos… ¿Por qué? Porque son seres vivos. Pero… ¿no son las frutas y verduras seres vivos también?  ¡Acéptenlo! Es la ley de la vida. Los necesitamos en nuestra dieta. También somos animales y necesitamos “cazar”. Aunque el ser humano haya ideado una mejor forma: criar estos animales para luego comerlos o venderlos.  Incluso se convierten en otras cosas, como cuero.  Pensémoslo de este modo: esos animales nacieron por los humanos y mueren para alimentarlos.  ¿Frío? Sí. ¿Pero qué hay del pobre poroto? Nace semilla, para procrearse. Pero… ¡lo extraen para hacer soja!  ¿Justo? No, siguiendo una lógica vegetariana. Entonces dejemos de comer y ¡dejemos a la naturaleza en paz!  Estoy en desacuerdo con la caza indiscriminada, sobre todo de animales en extinción: somos muchos y ellos muy pocos. No es justo. Pero si creamos huertos y plantamos árboles… ¿por qué no podemos criar un rebaño?  Lo que sí debo admitir es que me da pena comer costillas de cordero… pero es rico.  “Desde que el ser humano come carne que se desarrolló más nuestro cerebro y pensamos”. Eso dice la teoría. No sé qué tan cierta será. Pero sí creo que somos dependientes de esas proteínas, como el oso del pescado y los vegetales y el león, de la carne.  Nadie los reprocha a ellos. Sobre todo al oso, que se come los salmones listos para procrear. ¿Triste? En un sentido humano, sí. El oso puede comer bayas del bosque… ¡pero él quiere pez! Y eso come.  Ley de la vida.  Así se llama.   ¡Ley de la vida! Sigamos con eso y ¡viva la carne!

PD: los comentarios emitidos no son para ofender a nadie, sólo son preguntas que me hago ;3

Presentación: hola! :3

agosto 12, 2007

weno, ahora sí, me presento: mi nombre es Valeria Aubel, tengo 18 años y estudio Comunicaciones en la PUC (Pontificia Universidad Católica de Chile) ^w^

Me gusta muchísimo escribir y dibujar. También hacer ediciones en photoshop :3

Sí, lo admito, me gusta mucho el anime. Pero esto blog no se tratará de eso… ni de cómo estuvo mi día ni nada, para eso está mi fotolog :3 (www.fotolog.com/valeria_chan_al). Ouji-san me dijo ke me creara un blog para…. publicar??? XDDD weno… algunas veces me pongo a pensar en las cosas y rara vez lo hago, pero de vez en cuando escribo esos pensamientos en una hoja de papel o el PC :3 y me gustaría publicarlas akí para ke me den sus opiniones XDDD

Sólo espero ke visiten mi blog ^_^

 

eso, salu2!!!

Valeria Aubel, *valeria-chan* 2007

eee… hi hi oó

agosto 11, 2007

Sin nada más ke decir n_nUUU… blog??

weno, no sé ké haré akí… pero… espero visitas… oó

Debo presentarme?? XDDD a la próxima :3

salu2!!!

*valeria-chan* 2007